fbpx

Conceptos monetizables o directos. El primer paso para crear tu universo de marca.

Definir tu universo de marca es uno de los primeros pasos a concretar a la hora de trabajar tu personal branding.

Si quieres conocer más a fondo el personal branding, aquí te hablo del iceberg de marca personal.

Cuando hablamos de universo de marca nos referimos a aquellos conceptos que definen tus servicios pero que también transmites como marca.

Existen dos tipologías de conceptos: monetizables (o directos) y no monetizables (o indirectos). Hoy voy a hablarte de los primeros para que empieces a trazar tu estrategia de marca personal.

Qué son los Conceptos monetizables o directos

Para definir tu universo de marca debes empezar por establecer tus conceptos monetizables. Esto quiere decir que son temas sobre los que vas a crear tus productos o servicios, que vas a ofrecer de forma directa a tus clientes y monetizar gracias a ellos.

Es importante definirlos para establecer una estrategia de negocio y comunicación en torno a ellos. Así lograremos tener foco y aumentar nuestras opciones de dejar huella.

Es decir: que asocien tu nombre a algo concreto.

Cómo definirlos

Cuando establezcas tus conceptos directos, limítate a un máximo de 2 o 3. A futuro, cuando ya tengas tu posicionamiento establecido y hayas logrado hacerte un hueco en la mente de tus clientes, podrás evolucionar o ampliar esos conceptos de marca, pero ahora interesa ser precisos para que sea mucho más fácil lograr posicionarnos.

Lo correcto es ser lo más concretas posibles y definir temáticas bajo las que se encapsularán nuestros servicios. Olvídate de formatos (consultoría, curso…) y de temáticas muy ambiguas y que engloban demasiadas cosas (marketing, desarrollo personal…).

Los conceptos monetizables son los más importantes de tu universo de marca, porque son los que más la definen. Puede cambiar alguno y que tu marca siga siendo la misma, pero si cambian todos, tu marca lo hará también.